Mesa y banco y algo de insolación, debe ser

21 de julio de 2012
Fotos: Picapino

Entre mesas y bancos anda el juego, señores. Gracias a la colaboración con nuestra amiga Berta de Aldara nos ha salido un trabajito que, junto con otros que tenemos entre manos, evitará que tengamos que ir a pedir a la puerta del metro este verano, jajaja. Sí, sí, ya sé que todos pensáis que Javi y yo nadamos en la ambulancia y que nuestra vida de carpinteros simpáticos (no sé porqué toséis) nos da para estar todo el día de isla en isla, con nada más que pareos y camisas de palmeras en la maleta y comiendo centollo entre horas. Ah, ¿que no pensábais eso? ¿Que ni siquiera lo parece? ¿Pero uno no podía suplantar su identidad fácilmente en las redes sociales? Vaya birria de juguete.

Pues eso, que dejamos el sábado a nuestro esclavo, que se parece muchísimo a Javi, comparte su ADN, habla como él y piensa como él, encolando la mesa y la bancada mientras nosotros viajábamos de Valencia hasta Mallorca (¿podría cambiar la versión original por Menorca, que me va más? y será maravilloso, sin necesidad de tomar el barco o el avión, chimpún. Que siempre hay que tener cuidado de que en el yate de Valentino, debido a la ceguera ocasional fruto de tanto estampado y tanto fluor, no se te enganche el anillo con piedrolo precioso entre los barrotes de la suite, ¿verdad querida Barbarella?

Y ahora mi doble deja de decir tonterías y se baja a la piscina vallecana con toda la urba cogiendo vez para bañarse por turnos mientras yo misma me voy en jet privado a las Maldivas con Javi y Manuela, los reales, a tumbarnos en la playa, reirnos con los peces coralinos y a leer a la sombra a Alessandro Baricco una vez más, empezando por Océano mar, pasando por Tierras de cristal y dejándome la apoteosis de City para el final. Que si no te los has leído nunca me gustaría ser tú. ¡Y también releer Como una novela, de Pennac! Y muchas otras.

¿Y era yo la que decía que iba a dejar de decir tonterías? Anda, escribidme algo que nos anime a todos que estoy pallá con todo lo de pacá.

Anuncios

2 comentarios to “Mesa y banco y algo de insolación, debe ser”


  1. […] de burbujas para llevárselos a Berta, proyecto del que ya os enseñamos las tripas y hablamos aquí. Han quedado muy chulos, la verdad, aunque hay que verlos montados en su lugar de destino para […]


  2. […] lado zen de la vida. Que lo que te decía es que estas son las fotos  de la mesa y los bancos que hicimos para Aldara y que prometían quedar monísimos incluso envueltos en papel de burbujas (ver aquí para […]


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: